días / horas / minutos / segundos

Unión Europea: El precio de los alimentos será importante en el futuro después de la pandemia.

La encuesta muestra una marcada tendencia hacia la compra de alimentos baratos en general, el 27% compra más frente al 9% haciendo lo contrario.

Los efectos que está generando la presencia del COVID-19 es motivo de estudio en todas las economías, para ver qué impacto tendrá en el futuro inmediato, tanto en el aspecto económico como en el comportamiento de los consumidores. Las nuevas tendencias son motivo de estudios y encuestas, puesto que nuevas formas de compra se han dado, otras se han intensificado y hay nuevas preocupaciones sobre el mismo.

El Instituto Europeo de Innovación y Tecnología a través de su Comunidad de Conocimiento e Innovación (EIT Food), realizó una encuesta entre los ciudadanos de diez países miembros hasta el momento de la Unión Europea. La encuesta fue realizada en septiembre de 2020 e incluyó a 5.000 consumidores. Las respuestas de los encuestados apuntan hacia aumentos significativos en las compras en línea y al por mayor, así “como aumentos netos en el consumo en casi todas las categorías de alimentos, especialmente frutas, verduras y harina”. También las encuestas reflejan un incremento en la planificación de la compra de alimentos y mayor atención a los bienes que se adquieren en los supermercados y cadenas de descuentos, mayor preocupación por la procedencia de los alimentos, el envasado, frescura, que no tengan aditivos y la búsqueda de precio.

El 32% de los encuestados dijeron que el acceso a los alimentos a precios suficientemente bajos será más importante después de la pandemia.

Una de las conclusiones de la encuesta de EIT Food es que hay diferencias entre los consumidores dependiendo de la edad. Los mayores cambios de comportamiento se observan en ambas direcciones entre el grupo de 18 a 35 años de edad, “cuyos estilos de vida se vieron alterados de manera más dramática por la pandemia y menos en el grupo de mayores de 55 años”


El estudio reconoce las siguientes tendencias para el futuro inmediato:

• Las tiendas de alimentos accesibles y el acceso a alimentos a precios asequibles son prioridades cada vez mayores.

• El conocimiento nutricional, los alimentos saludables y el uso de alimentos para controlar el peso serán más importantes.

• Laos encuestados apuntan a comprar más alimentos locales y reducir el desperdicio de alimentos y envases insostenible.

• Disfrutar de la comida y tener una amplia variedad será más importante después de una pandemia

El estudio mostró que los compradores en la Unión Europea se han visto afectados financieramente por la pandemia, con un 34% de los encuestados que respondieron haber perdido la parte o la totalidad de sus ingresos y más de la mitad reportó dificultades para ganar dinero hasta fin de mes, por lo que más consumidores hacen un mayor control de los precios y están adquiriendo artículos de marcas menos costosas. En este aspecto, los resultados claves fueron:


• Todos los encuestados mostraron una marcada tendencia hacia la compra de alimentos baratos en general, el 27% compra más frente al 9% haciendo lo contrario, aspecto que se notó más en España.

• En consonancia con esto, hubo una disminución en todas partes en el número de compras de productos alimenticios costosos: en general, un 30% en comparación con un 15% que aumentó estas compras. Países como España, Polonia y Grecia muestran la mayor caída en compras caras.

• Los encuestados informaron haber comprado más marcas desconocidas: en general un 22% frente a un 12% menos, con un aumento neto en todas partes excepto Rumania.

• Casi un tercio (32%) de los encuestados manifestaron que ahora siempre verifican los precios, incluso en productos alimenticios más baratos.

• Las categorías que mostraron las mayores subidas fueron frutas (32% de aumento en el consumo frente a 9% que disminuyó) y verduras y legumbres (27% de aumento frente a 8% de disminución).

• Le siguió la harina: todos los países informaron un aumento en el consumo con un 27% en general diciendo que consumían más harina. En Italia, un 49% utilizó más harina.

• Mientras tanto, el 24% en general dijo que consumía más productos lácteos frente a un 6% que declaró que redujo el consumo de estos productos.


Todos los países informaron de un aumento en el consumo de aves de corral (en general, un 21% más frente a un 10% menos). Otros aspectos relevantes del estudio fueron: El costo y el acceso a los alimentos serán más importantes.

En general, la gente dice que la asequibilidad y el acceso a los alimentos serán más importantes después de una pandemia. Los resultados de la encuesta indican:


El 28% de los consumidores en general dice que en el futuro será más importante gastar lo menos posible en alimentos frente al 9% que no está de acuerdo. El nivel más alto se da en Grecia.

• El 32% dice que el acceso a los alimentos a precios suficientemente bajos será más importante después de la pandemia frente al 4% que dice que será menos importante.

• El 30% de los encuestados dice que las tiendas de alimentos accesibles serán más importantes frente al 3% que dice menos.

• El 31% dice que la ayuda de amigos y familiares será más importante después del COVID-19, frente al 5% que cree que importará menos.

• Del 35% que dijo que comprar alimentos producidos localmente era más importante para ellos desde la pandemia, el 87% dice que es muy probable que esto continúe siendo el caso en el futuro.

• Del 28% que dijo que la compra de productos sin empaquetar o aquellos con empaques biodegradables / reciclables se había vuelto más importante, el 82% dijo que es muy probable que persista.

• En la compra de alimentos, las restricciones y ansiedades generadas por la pandemia, ha motivado un cambio acelerado a las compras en línea en todos los países consultados. Los principales resultados son:

• Gran aumento en las compras de alimentos en línea: en general, un 45% hace más frente a un 10%. Esta tendencia es más pronunciada en el grupo de edad de 18 a 35 años, con un 41% que informa un aumento frente al 33% de los de 36 a 55 años y el 24% del grupo de más de 55 años.

• La entrega a domicilio representó la mayoría, con un aumento general del 41% haciendo más (frente al 15% haciendo menos).

• Todos los países experimentaron un gran aumento en las compras a granel: en general, el 47% aumentó este comportamiento frente al 11% que lo redujo.

Todos los países informaron de un aumento en el consumo de aves de corral (en general, un 21% más frente a un 10% menos).

El 45% de los consumidores dijeron que estaban planificando las compras con más cuidado frente a solo un 7% menos.

Los resultados por países es el siguiente:


Finlandia Las personas en este país muestran menos cambios de comportamiento en general. La mitad dice que ha tenido dificultades financieras durante la pandemia y el 61% tiene más tiempo. El 52% ha aumentado las compras a granel (frente a un 5% menos) y las compras en línea han aumentado significativamente, divididas equitativamente entre entrega y recogida. También vemos un aumento en la compra de productos envasados por razones de higiene.


Francia Poco más de la mitad (52%) de los consumidores franceses informan de problemas financieros durante la pandemia de COVID-19 y el 68% dice que han tenido más tiempo. Los consumidores generales aquí muestran aumentos ligeramente por debajo del promedio en compras en línea, compras planificadas y compras al por mayor, pero el mayor aumento en compras directas a productores y proveedores (38% más frente a 15% menos). También son menos propensos a cambiar a productos económicos o seleccionar productos envasados por razones de higiene. Muestran aumentos menores en las patatas fritas y el chocolate y el 36% ha pasado más tiempo cocinando, con una reducción neta en el consumo de carne (19% comiendo menos frente a 16% más).


Alemania Menos personas informan tener dificultades financieras o tener tiempo libre que en otras partes de Europa y también vemos cambios más pequeños en los comportamientos relacionados con los alimentos durante la pandemia. Todavía hay un cambio significativo hacia las compras en línea y más hacia la planificación cuidadosa y las compras al por mayor, así como una tendencia moderada hacia productos económicos y marcas desconocidas. En general, los consumidores informan aumentos modestos en el consumo en la mayoría de las categorías, pero Alemania es el único lugar, además de Francia, que muestra una reducción general en el consumo de carne, con un 17% que come menos frente a un 10% más. Una cuarta parte de los alemanes dice haber cocinado más y el 30% ha consumido menos comidas preparadas.


Grecia La gente reporta mayor dificultad financiera durante la pandemia. Aquí vemos el mayor aumento en las compras en línea (60% haciendo más frente al 7% menos), compras al por mayor y siempre revisando los precios, así como un cambio notable hacia alimentos menos costosos. Los consumidores griegos informan aumentos significativos en el consumo de producción, especialmente frutas, verduras y hierbas, pero también el mayor aumento en el consumo de carne y el segundo más alto para chocolate y patatas fritas. Grecia registró la mayor caída en el consumo de alcohol.


Italia Aquí hubo un bloqueo prolongado y el 63% de los consumidores informaron tener dificultades financieras durante la pandemia. En general, vemos grandes cambios de comportamiento, incluidos algunos de los mayores aumentos en las compras en línea, la planificación y las compras al por mayor, así como la verificación de precios y fechas de caducidad. Los consumidores italianos reportan el segundo mayor aumento en el consumo de vegetales y el mayor en harina (49% usa más), además de una fuerte disminución en la compra de alimentos caros, pero también el mayor aumento en la compra de marcas. Italia está entre los tres primeros por más tiempo cocinando y cenando juntos, con más de la mitad probando nuevas recetas y la mayor caída en comidas preparadas.


Polonia El 53% de los encuestados informan haber tenido problemas financieros durante la pandemia. Las compras en línea han aumentado menos que el promedio, pero aún así de manera significativa y las compras al por mayor son las que más aumentan aquí. Polonia se encuentra entre los tres primeros en cuanto a aumentos notificados en las compras previstas y el consumo de frutas, lácteos, hierbas y especias. Los consumidores aquí muestran una de las mayores disminuciones en la compra de alimentos caros y son los únicos que muestran una caída general en la compra de marcas. La cocina casera y la cena juntas han aumentado en línea con la media europea y Polonia muestra la segunda mayor disminución en comidas preparadas (41% menos frente a 15% más).


Rumania Los problemas financieros afectaron al 56% de los consumidores rumanos durante la pandemia. Aquí vemos grandes aumentos en el consumo de productos, especialmente verduras, lácteos, carnes y aves, mientras que un 33% disminuyó el consumo de alcohol. Hubo un aumento significativo en las compras en línea, las compras planificadas y las compras a granel, pero también el mayor aumento en las compras por impulso (39% haciendo más frente a 21% menos). Los compradores aquí fueron los segundos más propensos a verificar siempre los precios, sin embargo, Rumania fue el único lugar que mostró una disminución neta en la compra de marcas desconocidas (mientras compraba más marcas) y el 49% dice que está eligiendo más productos empaquetados por razones de higiene.


España Los consumidores informaron el mayor cambio de comportamiento durante la pandemia, estuvieron entre los cuatro países con mayores dificultades financieras desde COVID-19. España informó el mayor aumento en las tiendas de alimentos planificadas y la entrega a domicilio, además de comparar las etiquetas de los productos y verificar la frescura, además del mayor aumento en el consumo en casi todas las categorías. Más de la mitad de los consumidores españoles dijeron que habían disfrutado más tiempo cocinando y experimentando con nuevas recetas, la mayoría en cualquier lugar, y también reportaron el mayor aumento en las comidas juntas como hogar.


Suecia Los consumidores suecos informan el menor cambio de comportamiento en general, probablemente en parte como consecuencia de un enfoque de bloqueo más ligero que otros países de Europa y menos informes de problemas financieros durante la pandemia que en cualquier otro lugar. Aún así, vemos un aumento significativo informado en la planificación de compras de alimentos, compras en línea y compras al por mayor. Hubo pequeños aumentos netos en la ingesta de alimentos en el hogar y en la experimentación con recetas nuevas y una disminución en los alimentos listos para consumir y las marcas de compra. También aumenta por debajo del promedio en el consumo de productos, con lácteos relativamente altos, y un 30% usa menos alimentos preparados (frente a un 17% más).


Reino Unido En términos de compras de alimentos, la encuesta muestra que este país tiene el segundo mayor aumento en las compras en línea aquí (54%), pero también la mayor disminución (14%) y cambios notables hacia tiendas planificadas, compras al por mayor y marcas desconocidas. Los consumidores del Reino Unido siguen la tendencia general de un mayor consumo de productos en la mayoría de las categorías, incluidas las frutas y verduras, pero registran el mayor aumento en cereales, alimentos preparados, alcohol y golosinas. Están cocinando más que el promedio, pero también muestran el mayor aumento en los bocadillos en los horarios de comida establecidos.


A.E.B.E



#Internacionales #banana #Ecuador #UnionEuropea

Entradas Recientes

Ver todo

Contactenos

¡Llámenos o envíenos un mensaje!
  • Twitter Icono blanco
  • Blanco Icono de Instagram
  • White Facebook Icon
  • Blanco Icono de YouTube

Av. Luis Orrantia Cornejo
Cdla. Kennedy Norte Edif CLASSE Of 302
Guayaquil-Ecuador

comunicaciones@aebe.com.ec

593-4 2683 200 2683 161

© 2021 by Aebe.com.ec

Created with AEBE Team